Depósitos de chapa galvanizada

Depositos de chapa galvanizada

Nuestra oferta de depósitos de chapa galvanizada y depósitos de agua para riego es amplia y se amolda a las más variadas necesidades. Si necesita comprar depósitos de agua nosotros aportamos a los clientes una experiencia de más de 25 años en el sector. Nuestras soluciones son sencillas de montar y transportar. Asimismo, estamos ante productos de una gran resistencia y durabilidad, lo que garantiza su rápida amortización.

Siempre que necesite hacerse con tanques de chapa galvanizada apueste por nuestra calidad. A lo largo de los años hemos apostado por ofrecer a los clientes la máxima fiabilidad. En el desarrollo de nuestros trabajos nos atenemos a lo exigido por la normativa ISO 9001. Si necesita depósitos de chapa para agua acuda a nosotros.

Los depósitos de chapa galvanizada de Déndromon

Los artículos que ponemos en manos de nuestros compradores tienen una gran variedad de aplicaciones: almacenaje de agua de lluvia y drenaje, provisión de líquidos industriales, reserva en trabajos de saneamiento de suelo, alberca anti incendios…

Existen depósitos con paneles largos y con paneles cortos, ambos de la marca Genap. Los primeros están diseñados para ser instalados empleando la fuerza manual y se construyen de forma modular con secciones de acero corrugado con un grosor mínimo de 0,8 a 1,0 mm. y una longitud de 3,05 metros. Su alta resistencia a la tracción permite hablar de depósitos robustos.

Si quiere mejorarlos con un revestimiento especial, el plastisol le dará una mayor durabilidad y protección contra la corrosión.

También existen cisternas para agua con paneles cortos con una longitud máxima de 2,30 metros que están preparados para ser cargadas transversalmente en camiones o contenedores. Estos presentan una gran estabilidad y resistencia mecánica, ahorran en los costes de transporte por unidad gracias a una reducción del 25% del volumen y tiene una vida útil prevista de más de 10 años. En caso de revestirse con plastisol, ésta se incrementa a más de 20 años.

Con costes de mantenimiento mínimos, materiales reutilizables y fabricación con certificación ISO, son otro de los productos que no le han de faltar.